Concejala del PP de Toledo y su hija, increpadas por personas asistentes a una protesta feminista

Provincia

26/09/2023
Marisol Illescas, con chaqueta azul, y su hija, con chaqueta blanca, en la concentración feminista.

Uno de los momentos «más tensos» de mi carrera política, ha dicho la concejala Marisol Illescas

Marisol Illescas, concejala de Asuntos Sociales, Inclusión, Familia y Mayores del Ayuntamiento de Toledo, del Partido Popular, ha denunciado públicamente que ha sido increpada junto a su hija, por asistentes a una protesta feminista que se ha celebrado en Toledo en repulsa por los crímenes machistas de los últimos meses.

La concejala ha publicado en su perfil de las redes sociales: «Me ha dolido ver cómo tanto a mi hija como a mí nos increpaban por asistir a una concentración. Además, me acusan de usar a mi hija como mero postureo. Ninguna madre debería enfrentarse a esto».

La discusión empezó cuando algunas personas consideraron que tanto la concejala como su compañera Loreto Molina, responsable municipal de Obras, Servicios y Parques, no estaban autorizadas moralmente a ponerse tras una pancarta debido a su adscripción política.
En la pancarta indicaba: «Por las que están, las que no están, las que peligran. #BastaYaDeViolenciaPatriarcal. #VivasNosQueremos».

A la protesta han acudido unas 30 personas entre las cuales estaba la delegada provincial de Igualdad en Toledo del Gobierno de Castilla-La Mancha, Nuria Cogolludo; los concejales Nuria Garrido, Ana Abellán y Laura Villacañas (PSOE) y Txema Fernández (IU-Podemos) y la responsable del Área de Mujer de IU en Castilla-La Mancha, Isabel Álvarez.

La edil toledana, ha descrito el momento como «uno de los más tensos» de su carrera política, y ha añadido que no permitirá que por su cargo institucional «utilicen» a su familia «como un arma en mi contra».

Marisol Illescas ha comentado también que el feminismo «no es sinónimo de exclusión ni de insulto» ni «debe ser nunca un arma política», y ha aseverado que: «Jamás actuaré de la manera en que me han tratado hoy en la concentración». «La política se basa en el diálogo constante y el acuerdo, y hoy han demostrado falta de valores increíble».

Carlos Velázquez, Alcalde de Toledo también ha usado las redes sociales para mostrar todo su «cariño y solidaridad» a sus compañeras Marisol Illescas y Loreto Molina, asegurando que «en Toledo no caben actitudes como esta».

«Siempre apoyaremos a las víctimas de violencia de género en todos los ámbitos. Seguiremos trabajando por los toledanos. Esta siempre será nuestra prioridad», ha añadido Velazquez.

En una rueda de prensa ofrecida este martes, Marisol Illescas ha explicado que cuando llegó a la concentración pidió «respetuosamente permiso» para unirse y las organizadores le dijeron que «ni se le ocurriera» ponerse detrás de la pancarta, por lo que la edil se «echó a una esquina», algo que «tampoco les debió parecer bien».

La concejala ha reconocido que «no fueron todas las mujeres de la Plataforma 8M las que nos increparon» e, incluso, que alguna de ellas le afeó a otra su actitud y le dijo «te estás pasando». «Lo que más me dolió es que mi hija me dijo que me tenía que haber defendido», ha añadido.

«Aguanté el chaparrón porque me parecía que debía estar allí y tanto mi compañera de Obras Públicas como yo intentamos decir educadamente al final de este acto que no teníamos ninguna intención de provocar, aunque me aseguraron que sí. Yo creo que no tenemos que darle más publicidad a todo esto, sino quedarnos con el hecho de que ayer se estaba condenando el asesinato de 26 mujeres, algo que quiero volver a condenar hoy», ha finalizado la concejal.

También te puede interesar …

Share This